mistaco #2

 …ambos parecen preferir continuar juntos, como si temieran que separados no iban a poder seguir tan cerca los efectos que cada uno inflinge al otro…

Luis Goytisolo, Teoría del conocimiento, 1981

->Se hace notar: que el verbo inflingir no existe, y sí infligir e infringir, paronomasia que, sin embargo, no acerca sus significados respectivos ni permite, a dios gracias, mezclar sus significantes.

->Se hace notar: que la errata/falta de ortografía figura en la página 18 de la edición de Seix Barral (1981), en la página 360 de la edición de Alfaguara (1984), en la página 915 de la edición de Anagrama (2012). O de cómo una errata/falta de ortografía puede sobrevivir a 30 años de edición.

mistaco (); pasaje de un libro que contiene atentados manifiestos contra el sentido común, la sintaxis, la inteligencia o el derecho optométrico del lector.

Esta entrada fue publicada en Mistaco. Guarda el enlace permanente.

12 respuestas a mistaco #2

  1. Bravo, sirva como desagravio al coñazo de ‘Recuento’ que me tragué

  2. C.D.G dijo:

    A mí me ponen las erratas. O las ratas, ya no recuerdo.

  3. C. dijo:

    Dear Juan,
    Corrige ese “paranomasia”, que es paronomasia, man.
    Por lo demás, nunca hay que dejar de agradecer que alguien se empecine, con toda razón, en recordar al mundo la diferencia entre infringir e infligir. Tengo un ejemplo de esa confusión que te haría salivar, pero ahora estoy muy cansado para mover el lomo y deslizar mi fatigadísima anatomía hasta la estantería.

  4. Y. dijo:

    Para evitar caer en el mismo error que las editoriales mentadas, diré que el término correcto es “paronomasia” y no paranomasia. Iba a esperar treinta años para decirlo, pero probablemente haya muerto antes.

  5. Otto dijo:

    Las editoriales infringen la norma y nos infligen constantes inflingires.

  6. Ramón Polansky dijo:

    No sé si es triste, lamentable, significativo, sintomático o sistemático, pero, cada vez más, lo mejor de este blog son algunos (si bien no todos) de sus comentarios.

  7. Nazi dijo:

    *paronomasia

  8. Catalina Cruz dijo:

    Que lo mismo el problema es de una servidora, ojo, pero, a ver, queridas, ¿no ven también cerdeo sintáctico (o gramatical, o como quieran) en la oración comparativa? Ahí:

    … como si TEMIERAN que separados no IBAN [¡?] a poder seguir tan cerca los efectos…

    Cuando lo que dicta el sentido común -de la sintaxis, de la gramática, del buen hacer- es el uso del subjuntivo, se reduzca o no la letárgica perífrasis [ir + a poder + seguir].

    Entonces:

    Opción 1:
    … como si TEMIERAN que separados no FUERAN a poder seguir tan cerca los efectos…

    Opción 2:
    … como si TEMIERAN que separados no PUDIERAN seguir tan cerca los efectos…

    Opción 3:
    … como si TEMIERAN que separados no FUERAN a seguir tan cerca los efectos…

    En cuanto a la persistencia, de tirada en tirada, de las erratas (faltas, torpezas) lo que ocurre es que las así llamadas reediciones no son tales. En sentido estricto, apenas se reedita (trabajo que consiste, sobre todo, en volver a pas(e)ar el texto por uno o varios correctores), lo normal, de hecho, es que sólo se reimprima. Pero a las editoriales, por una cuestión de perfume (de parfum), les gusta más eso de 8ª edición, 15 ediciones en tres años, etc. que hablar, limpiamente, de reimpresiones, que es lo que son.

  9. julian bluff dijo:

    “Que todos los males sean esos” como decía mi abuela (q.e.p.d).

    Manda cojones, Juan, que para ejemplificar un descuido ortográfico impreso, y su aparente tendencia a la perpetuidad, hayas tenido que recurrir a la obra de uno de los pocos profesionales de la literatura que en este país son capaces de escribir como dios manda. Tú mismo.

  10. Juan Milton dijo:

    Tiene razón Polansky: salvo comentarios aislados como los del gran Julian Bluff, este blog ha pasado de ser lo más de lo más, la hostia en Cristo, a ser una puta mierda.

Los comentarios están cerrados.